MURAT, EXCLUYÓ A BENJAMÍN, COMO ASPIRANTE A SUCEDERLO

PUERTO LIBRE


Guillermo Hernández Puerto

Como espectadores de los acontecimientos políticos de Oaxaca en relación a la sucesión gubernamental del 2022, observamos que, Alejandro Murat Hinojosa, hijo del nefasto cacique de Oaxaca, José Nelson Murat Casab, dejó fuera de su lista de candidatos para sucederlo, a Benjamín Robles Montoya, la gran propuesta del Partido del Trabajo para gobernar Oaxaca, según lo ha manifestado el diputado, Gerardo Fernández Noroña.

Los Murat, padre e hijo, ningunearon ante el Pueblo de Oaxaca y la opinión pública, al Cara Sucia y ningunearon también la gran propuesta de Fernández Noroña.


José y Alejandro, ese par de delincuentes de cuello blanco, disfrazados de políticos honorables, dieron un soberano putazo político a Benjamín y a Gerardo Fernández Noroña. Putazo que no se quitan Benjamín y Noroña ni yendo a bailar a Chalma, ni a que los exorcicen los brujos de Catemaco, porque como bien lo dice la sabiduría popular: “Palo dado, ni Dios lo quita”.


La pregunta obligada: ¿Qué hará Benjamín Robles ante la muerte política como aspirante a suceder a Murat Hinojosa?
¿Se orinará del coraje o llorará como una triste magdalena ante el hombro de su amigo y protector Noroña o, irá de rodillas a Palacio Nacional a llorar ante el presidente, Andrés Manuel López Obrador y pondrá su queja ante el palo que le dieron los Murat?
Al Cara Sucia le clavaron la puñalada trapera hasta el fondo los Murat, pero, merecido lo tiene, porque quién sirve como él, a traidores al pueblo de Oaxaca, sale traicionado y, el multicitado Benjamín recibe el palo que merece, porque es otro traidor a Oaxaca.


Mire usted, amigo lector. Benjamín Robles Montoya, subcoordinador de la bancada petista en la LXV Legislatura, ha sido declarado muerto políticamente, por los Murat, a los que ha servido como un perro fiel. ¿Recordará también que, en las elecciones del 2016 se vendió al nefasto cacique para llevar al triunfo a Murat Hinojosa?. ¿Cuánto cobró por la traición al tehuano, José Estefan Garfias?


Lo más vergonzoso para el Partido del Trabajo en Oaxaca, es que, su mejor carta (?), el Cara Sucia, ha sido desahuciado para suceder en el cargo al hijo del nefasto Cacique de Oaxaca, y lo más triste y vergonzoso para él, es que lo traicionaron sus jefes, los Murat.


Se ha de haber zurrado los calzones del coraje ante la traición, pero, como bien lo dice el dicho, los que se juntan con traidores, terminan traicionados.
Y ahora, pues, ¿qué hará Benjamín Robles?. Llorará en los hombros de Noroña y de la bancada de los diputados federales petistas o en los brazos de la familia?.


No le queda de otra, porque el Cara Sucia por todo el beneficio económico y político que ha recibido de los felones Murat, no se atreverá a tocar a este par de bandoleros ni con el pétalo de una declaración y quedará ante el Pueblo de Oaxaca, como un cobarde político, como siempre lo ha sido.


Desde esta gran tribuna, diremos que, Benjamín Robles Montoya siempre ha sido un político miserable, por ello y sin que esto suene a ofensa o grosería para este traidor al Pueblo de Oaxaca, le queda como anillo al dedo aquel dicho sobre la traición que dice: “La traición, aun soñada, es detestable” y, Benjamín Robles es un político detestable.


Politiquillos traidores como Benjamín han sido lamebotas de los Murat y ahora es lame botas del presidente Obrador.
Y por lo que cabría preguntarnos: ¿Este es, uno de los tantos que afirman que van a transformar Oaxaca?.
A políticos detestables como el Cara Sucia, hay que mandarlos a la chingada, porque solo buscan su beneficio personal y de su familia, el Pueblo Oaxaqueño les vale madres. El estribillo de: “Primero los pobres, no le queda decirlo a este traidor, porque él, se ha hecho millonario y vive como rey, a costa del sufrimiento del pueblo.


Corruptos y traidores como él, son despreciables y detestables. Como son detestables y despreciables el nefasto cacique de Oaxaca, José Nelson Murat Casab y su hijo, Alejandro Ismael Murat Hinojosa, el gobernador ladrón y mediocre de Oaxaca.

Deja un comentario