La guerra sucia contra Neri y el ladrón

Puerto Libre

 Guillermo Hernández Puerto

  

  Javier Villacaña Jiménez, candidato de la Coalición PRI-PAN-PRD y candidato de José Murat y de su hijo, Alejandro Murat, a la Presidencia de Oaxaca de Juárez, es un vulgar ladrón.

 Y el título de ladrón  no se lo ponemos nosotros, se lo puso el mismo, y se lo puso, el expresidente Municipal de filiación priista, José Antonio Hernández Fraguas. 

  En el video que circula en redes sociales y en el que aparece el ex Presidente Hernández Fraguas, después de escuchar los argumentos y explicaciones de Fraguas, se llega a la conclusión que Javier se robó 19 millones de pesos. Vaya Usted, a saber, amigo lector, cuántos millones más se robó de las arcas municipales.

 No tiene cara, pues, para pedir el voto ni solvencia moral y política para ser elegido presidente municipal, porque como bien lo dice el dicho: “Perro que come huevo, ni quemándole el hocico se le quita la maña”. Y, este dicho, le queda como anillo al dedo, a Javier Villacaña Jiménez.

  Mire, Ud, amigo lector. La jauría que tiene bien maiceada y bien cebada José Murat y su hijo, Alejandro Murat, han callado ante los señalamientos de ladrón  de Javier Villacaña, porque las acusaciones hechas por el expresidente municipal Hernández Fraguas, son contundentes y ciertas, y ante esas acusaciones,  Javier es indefendible y si acaso lo defendieran, quedarían en el más espantoso de los ridículos.

 Lo único que está haciendo esta jauría es no solo subir documentos apócrifos, sino también lanzar toda clase de despotriques y denuestos contra el candidato de Morena, Francisco Martínez Neri, por indicaciones de sus jefes, los rateros y corruptos José Murat y Alejandro Murat Hinojosa.

 Ya nos imaginamos las peladeces y groserías que les dice José Murat a los integrantes de esta jauría que están incrustados en algunos medios de comunicación.  

 Pero todos estos despotriques y denuestos se estrellan en la persona de un hombre honrado, trabajador y con un liderazgo propio, como lo es Francisco Martínez Neri, y se regresan como bumerang en el rostro de sus detractores y en el rostro de José Murat y Alejandro Murat, que ven con desesperación que la guerra sucia que han orquestado desde la oscuridad no prospera y Neri sigue captando simpatías y votos en su campaña. 

 Esos documentos que suben a las redes sociales son más falsos que una moneda de 14 pesos, y olvidan sus detractores no gratuitos sino maiceados que Neri es un  hombre honrado y trabajador y con un liderazgo propio. Y, que no es de la talla de los corruptos José Murat y Alejandro Murat ni de la talla de su candidato ladrón.

  A Neri, no podrán desacreditarlo ni con cientos de documentos apócrifos y falsos que suban a las redes sociales ni con despotriques y denuestos.

 José Murat, su hijo Alejandro Murat y su mercenario Benjamín Robles Montoya, no podrán  vulnerar la solvencia moral y política que tiene el ex Rector de la UABJO, frente a la sociedad oaxaqueña y frente a la comunidad universitaria.

 Porque Neri es Neri. Y Neri, ganará la elección del 6 de junio y será presidente del Municipio de Oaxaca de Juárez, le pese a José Murat, a su hijo Alejandro Murat y al Cara Sucia. Solo podrían evitar que llegue a la Presidencia Municipal, atentando contra su vida. 

Pero aunque parece ser que los Murat y el Cara Sucia en esta guerra sucia han adoptado la frase de Maquiavelo: “Que el fin justifica los medios”.  No se atreverían a  atentar contra la vida de Neri, porque se los llevaría la chingada.

Deja un comentario